"AMADO, YO DESEO QUE TU SEAS PROSPERADO EN TODAS LAS COSAS Y QUE TENGAS SALUD, ASI COMO PROSPERA TU ALMA" 3JN. 2

Infarto de Miocardio: un dolor que avisa

Es una enfermedad cardíaca que se presenta cuando hay insuficiente flujo sanguineo al músculo cardíaco, por un tiempo considerable capaz de ocasionar que este sufra daño o muera.

Cualquier dolor que se siente bruscamente en el pecho, durante la noche o la madrugada, es un síntoma al que hay que prestarle mucha atención, maxime si es de tipo opresivo, irradiado a cuello, mandíbula o miembro superior izquierdo y de una duración que alcanza los quince minutos. Hay que tener presenta que en ocasiones este dolor insidioso puede acompañarse de sudoración, nausea y vómito, lo que ocasiona que se pueda confundir con molestias gástricas.

El horario de presentación de esta entidad es frecuente entre las 4 y las 10 a.m., franja horaria en la que el nivel de adrenalina es más elevado y la acción de esta adrenalina puede contribuir a la formación de coagulos de sangre que pueden obstruir el flujo de sangre en determinadas regiones del músculo cardíaco. Sin embargo, pueden ocurrir a cualquier hora del día, con intensidad y dolor variables.

Siempre deben evaluarse factores de riesgo que hacen más probable esta enfermedad, como el tabaquismo, colesterol LDL elevado, hipertensión arterial, diabetes mellitus, obesidad, sedentarismo; y en el caso de una mujer, algunos de estos factores más el uso de anticonceptivos orales.

Existe una entidad llamada isquemia silente en la cual las personas que padecen este tipo de enfermedad cardíaca no experimentan dolor, por lo que quien la padece, esta expuesta a indices más altos de complicaciones y mortalidad.

Se recomienda en casos en los que se experimente un dolor como el descrito, prestarle suficiente atención, actuar con rapidez acudiendo a su servicio médico, ya que solo así se podría salvar el corazón y la vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario