"AMADO, YO DESEO QUE TU SEAS PROSPERADO EN TODAS LAS COSAS Y QUE TENGAS SALUD, ASI COMO PROSPERA TU ALMA" 3JN. 2

Lactancia materna mejora el desarrollo

En un estudio de Grecia, los bebés que recibieron lactancia materna durante más de seis meses obtuvieron los resultados más altos en distintas pruebas del desarrollo de la función cognitiva, el lenguaje y la motricidad.
Los autores aclaran que los resultados no prueban que la lactancia materna fuera la causa, pero aseguran que ambos están fuertemente relacionados.
La evidencia "demuestra con bastante claridad que la lactancia aporta beneficios significativos", indicó vía correo electrónico el doctor Dimitri Christakis, profesor de pediatría de University of Washington y director del Centro de Salud, Conducta y Desarrollo Infantil del Instituto de Investigación Pediátrica de Seattle.
El equipo de la doctora Leda Chatzi, de la Universidad de Creta, analizó la información de un seguimiento a 540 mujeres y sus hijos. Cuando los bebés tenían nueve meses, el equipo les preguntó a las madres cuándo habían comenzado a amamantar y durante cuánto tiempo. Actualizó esa información cuando los niños tenían 18 meses y psicólogos les evaluaron la función cognitiva, el lenguaje y el desarrollo motor. El 89 por ciento de los bebés había recibido lactancia materna y el 13 por ciento de ellos, durante menos de un mes. El 52 por ciento la había recibido entre uno y seis meses, y el 35 por ciento durante más de seis meses. Todos esos niños rindieron más en las pruebas de función cognitiva, comunicación receptiva y motricidad que los que sólo habían sido alimentados con mamadera.
 Los resultados de las evaluaciones de la función cognitiva, la comunicación receptiva y expresiva y la motricidad fina fueron más altos en los niños que habían sido amamantados durante más de seis meses, según publican los autores en Journal of Epidemiology and Community Health. Christakis comentó que el 60-80 por ciento de las madres de Estados Unidos opta por la lactancia para sus bebés, pero que menos del 30 por ciento la sostiene hasta los cuatro meses.
 La Organización Mundial de la Salud recomienda la lactancia materna exclusiva (sin fórmula ni alimentos sólidos) durante los primeros seis meses de vida y combinada con sólidos adecuados hasta los dos años. "Uno de los motivos de ese elevado abandono temprano de la lactancia materna en Estados Unidos y el resto del mundo es el regreso al trabajo", señaló Christakis. "Nuestro desafío es sostener la lactancia materna. Estoy convencido de que necesitamos un enfoque de salud pública para lograrlo porque se trata de cuestiones de salud pública", aseguró. "Mejorar la función cognitiva y el desarrollo físico de los niños, lo que beneficia a la sociedad en su conjunto y la sociedad debería respaldar a las mujeres para lograr ese objetivo", agregó.

FUENTE: Journal of Epidemiology and Community Health

La anhedonia en la práctica médica

La medicina es una profesión que convive con la incertidumbre. La ciencia no es un dato irrefutable acerca de los hechos sino el modo más inteligente de abordarlos. Aprender a pensar científicamente es una parte indispensable de la formación profesional. Reclamarla como un derecho o exigirla como obligación es responsabilidad de todos los actores involucrados. Los médicos damos con demasiada frecuencia consejos que sabemos que la gente no pueden a cumplir. Los pacientes piden recomendaciones que no seguirán. Prescribimos fármacos que las personas reclaman pero no toman. El arduo trabajo sobre la salud muere en la soledad autista del consultorio. Allí dos personas acuerdan acerca de qué cosas es necesario hacer pero jamás conversan acerca de cómo hacerlo. La inercia clínica, la falta de adherencia, las propuestas imposibles de cumplir o de comprender, la carga de tratamiento en enfermedades crónicas muchas veces no articula lo que se necesita con lo que se puede o con lo que se quiere de acuerdo a los valores y preferencias del enfermo. La ausencia de estrategias de motivación o la resignación como estilo clínico ante lo que juzgamos inevitable o inmodificable, el paternalismo que resiste al empoderamiento del paciente en patologías que durarán toda la vida y que exigen de su autogesión. Mucho de lo que hacemos es un simulacro. Una pantomima virtual que reproduce un movimiento mientras permanece en el mismo lugar. La medicina es una profesión maravillosa que exige entusiasmo, pasión y compromiso. Desde ya que las condiciones objetivas para su ejercicio son un derecho inalienable de quienes la practican y de quienes la necesitan. Las jornadas agotadoras de trabajo que reducen el rendimiento físico y mental o las retribuciones indignas que obligan al multiempleo permanente conspiran contra la eficacia de lo que hacemos. Pero sin el fuego que enciende la recompensa simbólica del placer por ayudar a quien nos necesita, nuestra tarea cotidiana puede convertirse en un triste ejercicio automático y desangelado que no sólo no nos hará felices como médicos sino que nos expondrá a la enfermedad laboral, a la insatisfacción con nuestras propias vidas y, lo que es más grave aún, le quitará a nuestros pacientes la posibilidad de recibir el beneficio de un contacto intersubjetivo, sincero y sanador. Tomado de: La verdad y otras mentiras. La era de la anhedonia. La medicina y la pérdida del entusiasmo. Daniel Flichtentre. IntraMed

Nuevas recomendaciones para el manejo del colesterol

Las Nuevas Guías de AHA/ACC 2013(publicada en Circulation November 12 2013, doi:10.1161/01.cir.0000437738.63853.7a)
Introducción:
Las dos organizaciones más importantes que se ocupan de la salud cardiovascular de los EE.UU. (AHA/ACC) han publicado las nuevas guías de manejo del riesgo cardiovascular con significativas modificaciones respecto de las anteriores.
La principal novedad consiste en que los pacientes bajo tratamiento con estatinas ya no necesitan descender sus valores de Colesterol plasmático hasta una cifra objetivo o meta determinada monitoreada a lo largo del tiempo mediante suscesivas determinaciones de análisis sanguíneos. Simplemente deberían recibir la dosis adecuada del fármaco indicado de acuerdo a su contexto clínico.

Este nuevo abordaje divide a los pacientes en dos categorías de alto riesgo:
1. Aquellos pacientes con alto riesgo cardiovascular debido a sus antecedentes de Diabetes o eventos cardíacos previos que deberían recibir siempre estatinas a menos que existan contraindicaciones formales
2. Aquellos pacientes con valores de cLDL >190 mg/dl (también deberían recibir estatinas).
Anteriormente en estos grupos de personas se buscaba alcanzar una meta de cLDL de 70 mg/dl lo que ya no sería necesario.
Estas nuevas recomendaciones toman en cuenta el riesgo de eventos cardíacos tanto como de episodios carebrovasculares.
Los expertos que redactaron las guías afirman que fueron construidas de acuerdo a la mejor evidencia científica disponible. Grandes estudios clínicos randomizados han demostrado que las estatinas reducen el riesgo cardio/cerebro/vascular aunque -según el comité redactor- no existe ninguna evidencia acerca de que determinadas cifras "objetivo" de Colesterol impliquen alguna diferencia en los puntos finales duros.

¿Qué se proponen las nuevas guías?
Orientar a los clínicos en el abordaje de la colesterolemia para reducir el riesgo cardiovascular en adultos.

Aspectos destacados:
Identificar pacientes de riesgo más que objetivos o metas de cifras de LDL. Ya no se recomienda tratar a los pacientes para alcanzar determinadas cifras objetivo de cLDL. En su lugar, los clínicos deben determinar si el paciente está en alguno de las 4 grupos de alto riesgo para comenzar el tratamiento con estatinas:
Pacientes CON enfermedad cardiovascular aterosclerótica establecida: deben recibir tratamiento con estatinas de alta intensidad si su edad es <75 a="" de="" intensidad="" moderada="" o="" os="" si="" tienen="">75 años. 
Pacientes con un cLDL ≥190 mg/dL deben recibir un tratamiento con estatinas de alta intensidad.
Pacientes diabéticos con edad entre 40-75 años con un cLDL entre 70-189 mg/dL y SIN enfermedad cardiovascular establecida deben recibir un tratamiento con estatinas de intensidad moderada (y, posiblemente de alta intensidad si el riesgo cardiovascular a 10 años es ≥7,5%).
Pacientes SIN una enfermedad cardiovascular establecida ni diabéticos con unos niveles de cLDL entre 70-189 mg/dL y un riesgo cardiovascular estimado a 10 años ≥7,5% deben recibir un tratamiento con estatinas de intensidad moderado o intensiva.
* En los dos primeros grupos se indica tratamiento con estatinas de alta intensidad - lo que reduce el colesterol LDL en un 50 % -.
*Calculador de riesgo CVde acuerdo a la guía (sustituye al score de Framingham).

¿Cómo categorizar la "intensidad" del tratamiento con estatinas?
Alta intensidad: emplea atorvastatina (40-80 mg) o rosuvastatina (20-40 mg).
Intensidad moderada: incluye atorvastatina (10-20 mg) rosuvastatina (5-10 mg) simvastatina (20-40 mg) pravastatina (40-80 mg) y otros.
Salvo pocas excepciones, se desaconseja utilizar otros hipolipemiantes distintos a las estatinas.
¿Cómo determinar el riesgo CV?
El riesgo cardiovascular a 10 años (episodios coronarios y los ACV) se determina mediante las calculadoras disponibles en las webs de la ACC y la AHA.
Se recomienda la modificación de los estilos de vida en todos los pacientes, independientemente del tratamiento hipocolesterolemiante que tengan pautado.

¿Para qué realizar determinaciones del Colesterol en plasma?
La determinación de niveles de lípidos durante el tratamiento farmacológico tendrá como objetivo evaluar la adherencia, no comprobar si se consiguen o no dichos objetivos.

Comentarios: esta guía se ha diseñado explícitamente para reeemplazar la guía ATPIII del National Heart, Lung, and Blood Institutes de 2004. El mayor cambio es que ahora se incita a los clínicos a comenzar un tratamiento de alta o moderada intensidad en los pacientes de acuerdo a las 4 categorías mencionadas, sin tener que alcanzar unos objetivos específicos de cLDL.

FUENTES: Nov. 8, 2013, press conference with Donna Ryan, M.D., professor emeritus, Pennington Biomedical Research Center at Louisiana State University, Baton Rouge; Neil Stone, M.D., professor, medicine, Northwestern University Feinberg School of Medicine, Chicago; Neil Stone, M.D., chairman, expert panel, and professor, medicine, Northwestern University Feinberg School of Medicine, Chicago; Donald Lloyd-Jones, M.D., Sc.M., senior associate dean, chairman and professor, preventive medicine, Northwestern University Feinberg School of Medicine; Robert Eckel, M.D., professor, medicine, University of Colorado Anschutz Medical Campus, Aurora; Hector Medina, M.D., cardiologist, Scott & White Healthcare, Round Rock, Texas.

Riesgo de bebes expuestos al tabaquismo

Los bebés cuyas madres fumaron en el embarazo están en mayor riesgo de hospitalización y muerte debido a infecciones tanto respiratorias como no respiratorias, señala un estudio reciente.

Los investigadores analizaron los expedientes hospitalarios y los certificados de defunción de 50,000 bebés nacidos en el estado de Washington entre 1987 y 2004. Los bebés cuyas madres fumaron durante el embarazo tenían un 50 por ciento más de probabilidades de ser hospitalizados o de morir de una amplia variedad de enfermedades infecciosas, en comparación con los bebés cuyas madres no fumaron.

Fumar durante el embarazo podría debilitar el sistema inmunitario del bebé y ponerlo en un mayor riesgo de una amplia variedad de infecciones, según los autores del estudio, que será presentado el domingo en una reunión de la Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics, AAP) en Orlando, Florida. Los hallazgos también fueron publicados este año en la revista Pediatric Infectious Diseases. "Hace mucho que sabemos que los bebés nacidos de madres que fuman en el embarazo están en un alto riesgo de problemas médicos graves relacionados con un peso bajo al nacer, el parto prematuro y un mal desarrollo de los pulmones", señaló en un comunicado de prensa de la AAP la autor principal del estudio, la Dra. Abigail Halperin.
"Aunque las infecciones respiratorias se han reconocido como una causa común de estas enfermedades que a veces amenazan la vida, este estudio muestra que los bebés expuestos al humo en el útero también tienen un mayor riesgo de hospitalización y muerte por una variedad mucho más amplia de infecciones, tanto respiratorias como no respiratorias, de lo que sabíamos antes", anotó.

Los investigadores también hallaron que cuando las fumadoras redujeron la cantidad de cigarrillos que fumaban o dejaron de fumar durante el embarazo, los bebés tenían un riesgo más bajo de infección.
"Asesorar a las mujeres embarazadas para que reduzcan su tabaquismo, si no pueden abandonarlo del todo, podría ayudar a reducir las hospitalizaciones o muertes de bebés", aseguró Halperin.
Aunque el estudio halló una asociación entre el tabaquismo materno durante el embarazo y el riesgo de hospitalización y muerte por infecciones de los bebés, no estableció causalidad.

Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare
FUENTE: American Academy of Pediatrics, news release, Oct. 21, 2013
HealthDay
(c) Derechos de autor 2013, HealthDay

¿Qué comes cuando comes un NUGGET de pollo?

Recientemente, un equipo de Misisipi descubrió por qué: dos nuggets que examinaron incluían un 50 por ciento o menos de tejido muscular, pechuga o muslo de pollo. Esas piezas pertenecían a dos cadenas nacionales de comida rápida de Jackson.

Los tres investigadores seleccionaron un nugget de cada caja, los preservaron, los seccionaron y los tiñeron. Luego, los analizaron bajo microscopio.

La mitad del primer nugget era puro tejido muscular; el resto era una mezcla de grasa, venas y nervios. Un análisis reveló células que recubren la piel y los órganos internos del ave, según publica el equipo en American Journal of Medicine.

El segundo nugget contenía sólo un 40 por ciento de músculo, junto con grasa, cartílago y hueso.

"Algunas empresas optaron por utilizar una mezcla artificial de partes de pollos en lugar de carne blanca magra, procesarla, freírla y llamarla pollo. En realidad, es un derivado del pollo rico en calorías, sal, azúcar y grasa que es muy poco saludable", dijo el autor principal, doctor Richard D. deShazo, del Centro Médico de la University of Mississippi, en Jackson.


Tomado de: American Journal of Medicine.

El SIDA que nadie conoce



El VIH-2 ya infecta a 45 españoles y a más de un millón de personas en todo el mundo, sobre todo en África occidental.
El virus, menos contagioso y agresivo que el conocido VIH-1, puede esconder claves para luchar contra el síndrome.

Debió de ser un día alrededor de 1940, en los bosques de la actual Guinea-Bissau, que entonces era una pobrísima colonia portuguesa en la que nacer era casi sinónimo de morir sin cumplir los cinco años de vida. Aquel día, un cazador debió de enfrentarse a una manada de decenas de monos mangabeyes grises, ejecutaría a unos cuantos y se llevaría sus cadáveres para comer su carne.

Al descuartizarlos, sin embargo, la sangre de los monos se convirtió en una bomba biológica para la especie humana. Al entrar en contacto con la sangre de su carnicero, el virus de la inmunodeficiencia simia que infectaba a aquellos animales saltó de especie. Había nacido el VIH-2, un causante del sida que todavía hoy casi nadie conoce.

Más de 70 años después de aquel episodio, más de un millón de personas están infectadas por el VIH-2, la mayor parte de ellas en África occidental, en países como Senegal, Nigeria y Sierra Leona. El virus, mucho más difícil de contagiar que su hermano el VIH-1 (culpable de la pandemia mundial), se quedó donde nació, pero poco a poco escapa de sus fronteras.

Un solo español en 2012

En 2012, que se sepa, un único español se infectó por el VIH-2. Pero ya son 45 los españoles registrados que portan este virus, menos agresivo que el VIH-1 pero que también puede provocar el sida. Los infectados son, según su frío perfil estadístico, hombres heterosexuales de unos 40 años. Comparados con los 200.000 casos estimados de VIH-1 en España, los pacientes de VIH-2 son anecdóticos, pero en su sangre se pueden esconder algunos secretos que faciliten un tratamiento o una vacuna contra su virus mellizo, mucho más contagioso y patógeno.

El VIH-1 surgió al menos una década antes que el VIH-2, a partir del contacto humano con chimpancés en África central. Desde entonces, ha matado a unos 35 millones de personas, según las cifras de la Organización Mundial de la Salud. La lucha contra el virus es una prioridad mundial. Sin embargo, no ocurre lo mismo con el VIH-2. “Es el virus olvidado. En todo el mundo no se ha hecho ningún ensayo clínico para evaluar qué tratamiento es el mejor para el VIH-2”, lamenta la bióloga Ana Treviño, que acaba de publicar los últimos datos del virus en España.

El VIH-2 es menos agresivo y más difícil de contagiar, porque hay pocos virus libres en sangre, pero también puede provocar sida. El gran problema es que la mayor parte de los fármacos aprobados para combatir al VIH-1 no funcionan contra el VIH-2. “Como el VIH-2 está confinado a países pobres de África occidental, se le ha hecho muy poco caso. Todos los tratamientos están diseñados para el VIH-1”, explica Treviño, del Hospital Carlos III de Madrid.

Infradiagnosticado

Sin embargo, las cifras engañan. En muchas ocasiones la cantidad de virus en sangre es tan baja que es indetectable. Así que la bióloga española cree que el VIH-2 está “infradiagnosticado”. Hasta finales de 2012, se habían registrado 279 casos de infección por VIH-2 en España, el 73% de ellos procedentes del África negra. El origen del resto de casos muestra que el virus ya se ha dispersado por todo el planeta: 45 nativos españoles, siete portugueses, cuatro latinoamericanos, un indio, un francés y un marroquí. “En EEUU hay poquísimos pacientes, por eso no se hace ni caso a este virus”, reflexiona Treviño, que publica su estudio en la revista Medicina Clínica.

«En EEUU hay poquísimos pacientes, por eso no se hace ni caso a este virus» ANA TREVIÑO Bióloga del Hospital Carlos III de Madrid. “La mayor parte de los pacientes con VIH-2 están infectados pero no desarrollan sida. Estudiar por qué el VIH-2 produce menos sida que el VIH-1 podría ser un avance hacia vacunas o nuevos tratamientos”, defiende Treviño.

El microbiólogo José Alcamí es uno de los investigadores que han comparado los dos virus, aunque no es la línea principal de su trabajo. “El VIH-2 es muy poco patógeno en comparación, así que nos puede dar claves interesantes sobre la patogenia del VIH-1”, recalca el científico. Alcamí, jefe de la Unidad de Inmunopatología del Sida del Centro Nacional de Microbiología, recuerda que en España hay unos 150.000 casos registrados de VIH-1, más otros 50.000 estimados, frente a los 279 de VIH-2. “Es un problema muy minoritario”, subraya.

La esperanza francesa

Entre los expertos, se suele decir que casi hay más investigadores en el Grupo Español para el Estudio del VIH-2 que pacientes con el virus. El grupo, formado por personal de más de 40 hospitales, centros de transfusiones y centros de investigación, comenzó en 1989 a registrar los casos detectados en España. Tres años antes, en 1986, el investigador francés François Clavel había identificado por primera vez el VIH-2 en pacientes con sida, procedentes de África occidental.

Sólo el 30% de los fármacos que frenan al VIH-1 funcionan también contra el VIH-2

Para Alcamí, la gran esperanza para investigar el VIH-2 es Francia. “Ellos tienen conexiones con los países de África occidental, tienen un mayor acceso a muestras de pacientes africanos”, opina.

En Francia, la Agencia Nacional de Investigaciones sobre el Sida hace seguimiento desde 1994 a un grupo de más de 900 personas con VIH-2 para estudiar la progresión del virus y sus síntomas. La viróloga Charlotte Charpentier es una de las investigadoras que trabaja con estos datos para descifrar el mecanismo del VIH-2. “Sólo el 30% de los fármacos que funcionan contra el VIH-1 funcionan también contra el VIH-2”, deplora.

REFERENCIA'Infecciones por el virus de la inmunodeficiencia humana tipo 2 y por los virus linfotrópicos de células T humanas en España' DOI: 10.1016/j.medcli.2013.06.009

El día mundial de la Hepatitis: 28 de julio

La hepatitis viral es la causa principal de la cirrosis y del cáncer del hígado en todo el mundo.  
Más de 400 millones de personas tienen hepatitis viral crónica y la mayoría de ellas no saben que están infectadas.

Hepatitis viral
La hepatitis viral es una de las mayores amenazas a la salud mundial. Hay cinco tipos principales de hepatitis viral: hepatitis A, B, C, D y E. Todos los tipos de hepatitis viral pueden causar inflamación del hígado; sin embargo, las infecciones por hepatitis B y C pueden volverse crónicas de por vida.  Aproximadamente 1.4 millón de personas mueren cada año a causa de la hepatitis viral crónica.  Estas muertes ocurren principalmente por cirrosis o cáncer hepático causados por hepatitis B y hepatitis C. 
La Organización Mundial de la Salud (OMS) calcula que más de 400 millones de personas tienen hepatitis viral crónica en todo el mundo.  Solamente en los Estados Unidos, se calcula que 4.4 millones de personas viven con hepatitis crónica y la mayoría no sabe que tiene la infección.

La hepatitis A se puede transmitir a través de los alimentos o el agua contaminados con materia fecal, incluso en cantidades microscópicas. Esto ocurre con más frecuencia en países en donde la hepatitis A es común, especialmente si la higiene personal o las condiciones sanitarias son malas. La contaminación de los alimentos puede ocurrir en cualquier etapa: mientras se cultivan, durante la recolección de la cosecha, en su procesamiento, cuando se manipulan y hasta después de cocinarlos. La mejor manera de prevenir la infección por hepatitis A es ponerse una vacuna segura y eficaz.
Los CDC están colaborando con los funcionarios de salud pública de varios estados y con la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) en la investigación de los brotes de infecciones por el virus de la hepatitis A*relacionados con las semillas de granada de Turquía.
Pese a que los brotes de hepatitis A transmitida por los alimentos no son comunes en los Estados Unidos, la cadena alimentaria global hace posibles los brotes. El actual incluye unas 150 personas en el suroccidente de los Estados Unidos, quienes consumieron una mezcla de bayas (cerezas, arándanos, frambuesas y fresas) congeladas con semillas de granada de una marca específica. El producto se retiró del mercado, pero la investigación continúa. Dicho producto tiene una larga vigencia para consumo y los síntomas de la infección por hepatitis A pueden demorarse hasta 6 semanas en aparecer, de manera que podrían seguir enfermándose muchas más personas. Es importante que los consumidores revisen los congeladores en sus casas para ver si tienen el producto que se retiró del mercado y que no lo consuman. 

La hepatitis B es común en muchos lugares del mundo, especialmente en los países de Asia y África. Se puede contraer esta hepatitis a través del contacto con sangre o fluidos corporales (como el semen, los flujos vaginales y la saliva) de una persona que tenga el virus o de madre a hijo durante el embarazo. En los Estados Unidos, se calcula que 1 de cada 12 asiáticoamericanos e isleños del Pacífico (AAPI, por sus siglas en inglés) tiene hepatitis B, pero hasta 2 de cada 3 no saben que están infectados. Hay una vacuna segura y eficaz para prevenirla.

La hepatitis C es una enfermedad del hígado grave causada por la infección por el virus de la hepatitis C. Su gravedad puede variar desde una afección leve que dure pocas semanas hasta una enfermedad grave que dure toda la vida. La hepatitis C por lo general se propaga cuando la sangre de una persona infectada con el virus de la hepatitis C entra al cuerpo de una persona no infectada.
A diferencia de la hepatitis A y la hepatitis B, no existe una vacuna para prevenir la hepatitis C. La mejor manera de prevenirla es evitar conductas que puedan transmitir esa enfermedad, como compartir agujas u otra clase de instrumentos para inyectarse sustancias cosméticas, drogas o esteroides, relaciones sexuales con personas infectadas.

CDC: http://www.cdc.gov/spanish/especialesCDC/DiaMundialHepatitis/